Fuego consumidor


“Entonces dijo Moisés a Aarón: Esto es lo que habló Jehová, diciendo: En los que a mí se acercan me santificaré, y en presencia de todo el pueblo seré glorificado. Y Aarón calló.” (Levítico 10:3)

La santidad es un atributo o cualidad del carácter de Dios. Él muestra o resalta esa cualidad a través de los que se acercan a Él. Dios siempre se mostrará santo cuando sus siervos se acerquen a Él. La consecuencia para Dios siempre será la misma: ser admirado por su santidad, pero para la gente que le sirve la consecuencia dependerá de la rectitud de su corazón. Definitivamente, Nadab y Abiú, hijos de Aarón, llevaron en sí mismos la consecuencia de su pecado.

El fuego tiene la capacidad de purificar o consumir, así también Dios aprueba o desaprueba a quienes le sirven. Si el hombre se acerca con un corazón recto es aprobado; si no es reprobado. Cualquiera que sea el caso Dios es glorificado delante de su pueblo. Por medio de los corazones rectos, aprobando su vida y purificándolos para que le lleven más fruto; y por medio de los malos corazones trayendo juicio y consumiéndolos.

Entender esto sin duda trae temor tanto a los corazones perfectos como a las malas conciencias, pero la reacción no será la misma. Los perfectos de corazón buscarán acercarse más al fuego para ser purificados; mas los que se saben reprobados querrán alejarse del fuego para no ser consumidos.

Lo anterior es el mismo principio que Jesus enseñó al decir: “Porque todo aquel que hace lo malo, aborrece la luz y no viene a la luz, para que sus obras no sean reprendidas. Mas el que practica la verdad viene a la luz, para que sea manifiesto que sus obras son hechas en Dios” (Juan 3:20-21).

La manera más práctica de vivir cerca de la luz, es acercándose a las personas que tienen una luz más intensa, o bien un fuego más avivado que el de uno mismo. Así, Priscila y Aquila le enseñaron a Apolos el camino de Dios de una manera más exacta; Pablo hizo lo mismo con ciertos discípulos de Éfeso y el mismo apóstol Pedro fue purificado por la represión de éste, cumpliéndose la figura que compara la reprensión del justo con un bálsamo que no busca herir, sino sanar.

Lo que hace la diferencia entre recibir o aborrecer la reprensión es una actitud humilde, pues aquellos que son enseñables no tienen problema en ser instruidos con la verdad. No así las personas con doblez de corazón, pues aquellos que quieren guardar la apariencia de cristianos evitarán la comunión con los humildes y con todos aquellos que les hablen de una mayor consagración.

Mientras los santos buscan mayor santidad, los que se engañan buscan su propia ruina. Un principio permanece hasta los tiempos del fin: “El que es injusto, sea injusto todavía; y el que es inmundo, sea inmundo todavía; y el que es justo, practique la justicia todavía; y el que es santo, santifíquese todavía. He aquí yo vengo pronto, y mi galardón conmigo, para recompensar a cada uno según sea su obra.” (Apocalipsis 22:11-12).

El corazón de los justos siempre anda en busca de una mayor santidad y no hará otra cosa más que procurar obtenerla hasta que su gozo sea cumplido.

“Los pecadores se asombraron en Sion, espanto sobrecogió a los hipócritas. ¿Quién de nosotros morará con el fuego consumidor? ¿Quién de nosotros habitará con las llamas eternas? El que camina en justicia y habla lo recto; el que aborrece la ganancia de violencias, el que sacude sus manos para no recibir cohecho, el que tapa sus oídos para no oír propuestas sanguinarias; el que cierra sus ojos para no ver cosa mala; éste habitará en las alturas; fortaleza de rocas será su lugar de refugio; se le dará su pan, y sus aguas serán seguras.” (Isaías 33:14-16).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s