¿Era Jesús una persona real?

Foto: http://www.stmarys-sprotbrough.co.uk

Foto: stmarys-sprotbrough.co.uk

El siguiente post ha sido tomado íntegro del sitio y-jesus.org (¿Por qué Jesús?). Creo que será de mucha ayuda para todos aquellos que –al igual que yo– son defensores del cristianismo no solo como la mejor ideología o filosofía, sino como el mejor estilo de vida. Puedes descargar el archivo PDF en este enlace ¿Era Jesús una persona real?, o leerlo directamente de mi réplica. Que Dios bendiga a todos. Sigue leyendo

La vestimenta del cristiano

Foto: Sipse

Foto: Sipse

Hablar de la vestimenta es meterse en terrenos escabrosos. Nada provoca más al enojo como cuando nos juzgan por nuestra manera de vestir. Pero después de todo el cristiano no se ocupa de agradarse a sí mismo, por eso es importante hablar de la vestimenta y nuestra apariencia en general. Aquí publico un breve análisis de lo que enseña la Escritura. Sigue leyendo

Fuentes de la Biblia

Rollos del Mar Muerto. Foto: Internet

Rollos del Mar Muerto. Foto: Internet

De nuevo con una reflexión de Wurmbrand de su libro “100 meditaciones desde la cárcel”. Esta vez me llevó a recodar y meditar en dos textos de la Escritura. 1.- “Subiste a lo alto, cautivaste la cautividad, Tomaste dones para los hombres, Y también para los rebeldes, para que habite entre ellos JAH Dios.” (Salmos 68:18). 2.- “Entonces Caifás, uno de ellos, sumo sacerdote aquel año, les dijo: Vosotros no sabéis nada; ni pensáis que nos conviene que un hombre muera por el pueblo, y no que toda la nación perezca. Esto no lo dijo por sí mismo, sino que como era el sumo sacerdote aquel año, profetizó que Jesús había de morir por la nación;” (Juan 11:49-51). Sigue leyendo

Personalidades menos conocidas de la Biblia

Richard Wurmbrand. Foto: thephantomasthmatic.tumblr.com

Richard Wurmbrand. Foto: thephantomasthmatic.tumblr.com

Dejo otro capítulo del libro de Richard Wurmbrand “100 meditaciones desde la cárcel” que ya he comentado en un post anterior. Esta vez lo dejo con la intención de analizar un par de datos históricos que confirman la veracidad de la Biblia. Cuando a la Biblia se le analiza y se le prueba como a cualquier documento histórico se llega a la conclusión de que es un registro fidedigno de acontecimientos reales. Desde luego que el lector de la Biblia puede admirarse de su exactitud histórica y quedarse hasta ahí, pero yo creo que la Biblia contiene un mensaje maravilloso el cual llega al corazón de los hombres. Es ese mensaje –la verdad misma– al que debemos de llegar. Sigue leyendo

El anatema

“Levántate, santifica al pueblo, y di: Santificaos para mañana; porque Jehová el Dios de Israel dice así: Anatema hay en medio de ti, Israel; no podrás hacer frente a tus enemigos, hasta que hayáis quitado el anatema de en medio de vosotros.” (Josué 7:13)

Dios ha dejado claro en su Palabra que nadie será condenado por los pecados de otro: “…el alma que pecare, esa morirá.” (Ezequiel 18:4). Sin embargo, las Escrituras también enseñan que los pecados de unos pocos traen consecuencias sobre la vida de muchos. Tal es el caso de los hechos narrados en el capítulo 7 del libro de Josué, en donde claramente vemos que el pecado de Acán atrajo la ira de Dios sobre el pueblo de Israel. Sigue leyendo

La gracia que nos basta

“Y me ha dicho: Bástate mi gracia; porque mi poder se perfecciona en la debilidad.” (2 Corintios 12:9a)

La gracia de Dios es todo lo que necesitamos. Todo lo que el cristiano tiene y anhela ser es posible en la gracia de Dios. Entender de manera correcta el significado de la ‘gracia’ sin duda nos llevará a vivir de tal forma que siempre la tengamos.

A veces se piensa que la gracia de Dios es una especie de poder mágico que actúa en nosotros para que hagamos lo que Dios quiere. Es cierto que sin la gracia de Dios no se puede cumplir su voluntad, pero esto no significa que Dios posea un control remoto llamado “gracia” para dirigirnos. Eso sería algo arbitrario. Eso no es la gracia de Dios. Sigue leyendo

No solo de pan vivirá el hombre

“Y te afligió, y te hizo tener hambre, y te sustentó con maná, comida que no conocías tú, ni tus padres la habían conocido, para hacerte saber que no sólo de pan vivirá el hombre, mas de todo lo que sale de la boca de Jehová vivirá el hombre.” (Deuteronomio 8:3)

Uno de los milagros mejor recordados por los israelitas era el del maná que descendió del cielo. Alimentar a toda una generación en el desierto fue una proeza que solo podía provenir de Dios. El milagro por sí solo es glorioso, pero los propósitos de Dios lo son aún más. El versículo anterior nos deja ver que Dios usó una situación adversa para dejar un gran legado a su pueblo: no solo de pan vivirá el hombre.  Sigue leyendo